Página principal | Blogs | Luis Rubio | Señor presidente: ¿de verdad no hay prisa por ascender?

Señor presidente: ¿de verdad no hay prisa por ascender?

por
Tamaño de la fuente: Decrease font Enlarge font
FOTO REAL ZARAGOZA FOTO REAL ZARAGOZA

No soy el presidente del club de fans de Christian Lapetra. La cabeza visible del Real Zaragoza me parece que es uno de los más flojos que he conocido en tres décadas siguiendo al club aragonés. Está en el cargo por lo que está. Si su apellido no fuera Lapetra nunca hubiera llegado a ese puesto. Si no trabajara para una de las empresas propiedad de uno de los patronos, tampoco. Es una opinión, claro, sujeta a todo tipo de críticas. Y las aceptaré.

No me parece mal tipo ni tengo motivos -¡faltaría más!- para dudar de su capacidad profesional. Seguro que la tiene. Seguro, que nadie lo dude. Ha llegado muy lejos.

Cuando lo califico de flojo quiero referirme a su carisma, a su carácter. Una entidad del calibre del Real Zaragoza precisa un ejecutivo que derroche energía, fuerza, dominio de la situación. Miren ustedes: en su visita a Boltaña ha vuelto a lucirse.

Esas declaraciones suyas me han llegado al alma: "Tenemos -dijo ante los medios- que pelear por la estabilidad. Si el equipo es estable y nos va dando resultados, eso ayudará a crear un proyecto que tenga varios años y que así sea entendido por la afición para que no haya prisas por parte de nadie en lograr los objetivos".

¿Que no haya prisas? Pues el Real Zaragoza ya lleva cinco años en segunda, firmando el peor lustro en sus 85 años de vida lo que no está nada mal. Aficionados ilusionados serán los de Reus, por su permanencia; los de la SD Huesca, por una campaña impresionante; los del Cádiz que han acariciado la gesta tras ascender de 2ªB... lo único que puede ilusionar al seguidor blanquillo es el ascenso. Jugar muy bien y ser séptimos u octavos no sirve. Insinuar siquiera que el objetivo del Real Zaragoza no es el ascenso a primera es una barbaridad. Y soy consciente de que el empeño es dificil y de que el reto es muy complicado. No se me escapa.

Señor presidente, dígales a sus jefes que no tengan prisa por volver a primera. Cada año que pasa el club en segunda les supone una verdadera morterada de pasta. ¿Estaránlos propietarios de acuerdo con su opinión? y si lo que pretende es quitar presión a un grupo de nuevo cuño, pues ese no es el camino. Desde siempre, lucir la camiseta del Real Zaragoza es presión; defender el escudo del león es presión; mirar a la Romareda a los ojos es presión... La misma que usted no tiene al ocupar el primer despacho del club.

Presidente: cada vez que habla usted, permítame decírselo sin acritud, sube el pan.

 

Etiquetado como:

No hay tags para este articulo

Valora este articulo

0