Página principal | Especiales | Reportajes | Los signos animales del horóscopo chino

Los signos animales del horóscopo chino

por
Tamaño de la fuente: Decrease font Enlarge font
Los signos animales del horóscopo chino

 

 

No es raro que los signos del zodiaco occidental estén compuestos en su mayoría por animales, en otras culturas también se puede advertir la referencia a estos para sus horóscopos. Ejemplo de ello son los signos del zodiaco chino. En la astrología china, el horoscopo está compuesto en su totalidad por signos de animales, cada uno con unas características y unos valores específicos.

 

Hay distintas leyendas en torno al origen del horoscopo chino. Una de las más escuchadas es que durante los últimos días de la vida de Buda, éste acudió a la naturaleza llamó a los animales, de los que sólo acudieron 12. Buda les bendijo otorgándoles a cada uno un signo zodiacal. Otra de las historias más conocidas es la de la carrera organizada por el emperador de Jade, en la que se dice que se otorgaron los signos según la llegada a la meta de cada animal. Así, la primera en llegar fue la rata, que para cruzar un río subió junto al gato a lomos del buey, pero para librarse de la competencia, la rata arrojó al gato al agua, excluyendo a este animal del zodiaco y sembrando el odio de los gatos hacia las ratas y el agua. En segundo lugar llegaría el buey, seguido por el tigre. El conejo sería el cuarto en llegar, que fue ayudado por el dragón, que pudo llegar antes pero que había parado anteriormente para crear lluvia y ayudar a la gente, lo que le colocó en quinto lugar. La serpiente y el caballo fueron los siguientes en aparecer, seguidos por la oveja, el mono y el gallo, que en un afán de compañerismo se habían ayudado unos a otros construyendo una balsa. Los últimos en llegar fueron el perro y el cerdo, ocupando los últimos puestos del horóscopo. En la versión vietnamita, el gato no queda excluido por llegar demasiado tarde sino que ocupa el lugar del conejo.

El horóscopo chino, aunque cuenta con 12 signos igual que el occidental, no funciona de la misma manera, ya que esos signos se distribuyen por años, en lugar de por meses. También se tienen en cuenta otros signos astronómicos, y a los cinco planetas principales se les adjudicaron unos elementos: a Mercurio el agua y el aire, a Venus el metal, a Marte el fuego, a Júpiter la madera y a Saturno la tierra. Todos estos pasan por cada signo del zodiaco, es decir, el buey podrá ser buey de agua y aire, buey de metal, de fuego, de madera y de tierra. Para entender cómo se distribuye el horóscopo, hay que saber que existe un ciclo llamado Yin Yang que une cada signo con Yin o con Yang, de esta forma, el dragón, por ejemplo siempre es Yang y no podrá ser Yin. Todos estos elementos forman un ciclo de 60 años, que comenzará con la rata de madera y pasará por todos los signos zodiacales y sus elementos.

 

 

Al igual que en el resto de los horóscopos, a cada signo se le atribuyen unas características específicas y unos valores que se supone que posee la persona que tiene ese signo, y se establecen predicciones asociadas a cada uno de ellos.

 

 

Etiquetado como:

No hay tags para este articulo

Valora este articulo

0